Grandes expectativas: los primeros 100 días de Gabriel Boric en la presidencia de Chile

Las esperanzas están por las nubes para Gabriel Boric cuando asumió como presidente de Chile el 11 de marzo de 2022. Durante las elecciones de 2021, el hombre de 36 años del extremo sur del país fue aclamado como representante de la potencial político milenario y abanderado la nueva izquierda latinoamericana. Pero su toma de posesión se produjo en un momento de agitación, lo que provocó que un antiguo activista estudiantil hacia el centro, para disgusto de algunos miembros de su propia coalición y partidarios de izquierda. Y tras años de protestas y disturbios, Chile está en proceso de reescribir su Constitución, que podría cambiar las instituciones del estado.

Con motivo del centenario el 19 de junio, ¿qué pasará con el reinado de Gabriel Boric? Esto no es fácil, dado que el nuevo presidente y su gabinete mayoritariamente político enfrentan un Congreso dividido y curva de aprendizaje en dirección ejecutiva. Además, Boric heredó una economía lenta, alta inflación y persistente malestar social en el sur. Su índice de aprobación (50 por ciento en el momento de su toma de posesión en marzo) había caído a un mínimo del 35 por ciento en abril, según encuesta de Cadem, por debajo del nivel visto por sus dos procesadores en el mismo punto de sus plazos. Su apoyo se había recuperado al 44 por ciento a partir del 10 de junio, pero el viaje lleno de baches refleja los desafíos que enfrenta el líder a medida que actualiza su ambiciosa agenda y tranquiliza a los escépticos sobre su liderazgo. “Hay dificultades y hay errores”, Boric dijo a La Tercera a principios de marzo.

Evita Aranda

"Alborotador. Adicto a la cerveza. Aficionado al café. Emprendedor incurable. Empollón de los viajes".

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.